sábado, 26 de diciembre de 2015

Torrelavega: Las ampas reiteran su petición al Ayuntamiento para que se tomen en serio el problema de la venta de alcohol a menores y busquen soluciones

Las Asociaciones de Madres y Padres de Torrelavega (AMPAS) de los centros educativos de la ciudad, a través Luis Manuel Rodríguez, Coordinador de la Iniciativa de Ampas de Torrelavega contra la venta de alcohol a menores), han remitido un nuevo escrito al alcalde de la ciudad, José Manuel Cruz Viadero, en respuesta a las declaraciones efectuadas el pasado día 23, donde señalan que no les parece que sea “una prioridad absoluta” del equipo de gobierno, acabar con la venta de alcohol a menores o al menos, los resultados de esa prioridad no se ven por ningún lado.
Tampoco les consta que el Consistorio esté “haciendo el máximo esfuerzo”. "Un expediente abierto a un establecimiento de hostelería cuya denuncia ha sido interpuesta por un particular y tres expedientes a tiendas en todo el 2015 no merece esos calificativos cuando uno se pasea por la zona de vinos y ve lo que hay".
"Por nuestra parte no hay mucho más que podamos aportar, hemos reiterado varias veces lo que pedimos, es muy simple, que se cumpla la ley; por lo tanto, no hay porqué seguir trabajando con las Ampas”. 
Recuerdan que la competencia para el cumplimiento de la ley es del Alcalde y en último término de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado. "Los representantes de los padres lo único que podemos hacer en este asunto es insistir en que se actúe", señalan.
La venta de alcohol a menores en la calle Felix Apellaniz y adyacentes no ocurre todos los días, en eso tiene razón el Alcalde, pero ocurre todos los fines de semana, desde hace muchos años, más concretamente los sábados, entre las 9:00 y las 12:00, y si no, no hay más que darse “una vuelta por allí”. Por lo tanto, no es algo “circunstancial”.
"Ya sabemos que para instar un expediente sancionador hay que estar en el momento de la venta, pues solo tiene que actuar un agente, eso sí, con la diligencia y la discreción que se le supone, en las horas indicadas anteriormente, cosa que no nos consta o al menos no nos lo han comunicado en la última reunión."
Para laas Ampas, no es compatible el planteamiento de decir que se va a actuar con una “prioridad absoluta” con el de “se puede estudiar incrementar las sanciones”. "Lo que decimos los padres es que vender alcohol a un niño o una niña de 13, 14 o 15 años debe considerarse al menos como una infracción leve tipificada con una sanción de hasta 12.000 euros; entonces que no se proponga una sanción de 300 euros, por favor, que sea más próxima a 12.000 euros y eso, en nuestro humilde
criterio, no merece ser estudiado ni un minuto. 
Y sobre las referencias legales "se las hemos indicado al Alcalde y al concejal responsable claramente, solo tienen que leer el escrito presentado".
Por último, es evidente que el problema del consumo de alcohol y otras drogas entre menores es mucho más complejo y debe abordarse desde varios ámbitos, pero poco ayuda que en nuestra ciudad no se cumpla la ley y que se trasmita el mensaje de impunidad y de que no pasa nada si en un bar o en una tienda se vende alcohol a un niño.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada