viernes, 25 de abril de 2014

Santander: UTAC-UPTA reclama al Gobierno cántabro que fomente la participación de los autónomos en la prevención de riesgos laborales

Con ocasión de la celebración del Día Internacional de la Seguridad y Salud en el Trabajo, el lunes 28 de abril, la Unión de Trabajadores Autónomos de Cantabria (UTAC), integrada a nivel nacional en UPTA, quiere recordar a todas las Administraciones Públicas, y particularmente al Gobierno de Cantabria y a las Mutuas, que actúan en el territorio, la necesidad y la obligación que tienen de atender las necesidades del colectivo de autónomos en materia de prevención de riesgos laborales en su propio trabajo y también para con sus trabajadores.
El artículo 8 de la Ley 20/2007 de 11 de julio, por la que se aprueba el Estatuto del Trabajo Autónomo, establece que las administraciones públicas asumirán un papel activo en relación con la prevención de riesgos laborales de los trabajadores autónomos. Así mismo, regula los derechos y deberes que el trabajador por cuenta propia tiene cuando debe coordinar su prevención con la del resto de trabajadores. Estos principios están pendientes de desarrollo normativo, y en especial de su puesta en marcha, en la mayoría de las CCAA, y entre ellas la de Cantabria.
La Comisión Nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo, a través de un Grupo de Trabajo de Trabajadores Autónomos, ha diseñado las recomendaciones a las Administraciones, las empresas y los trabajadores para que se desarrollen acciones formativas y se asegure la necesaria coordinación, en particular en sectores de alta siniestralidad.
Para Eduardo Abad Sabarís, coordinador regional de UTAC-UPTA, “los resultados de este Grupo de Trabajo son sin duda interesantes y acertados, aunque su nivel de aplicación práctica es mínimo por la inexistencia de fondos propios dirigidos a la prevención de riesgos laborales del colectivo de autónomos.
Según Abad Sabarís, “hoy todavía en Cantabria no existe ninguna actividad formativa ni divulgativa, sólo el 5% de los autónomos han tenido acceso a alguna actividad de difusión en los últimos siete años y por lo tanto la inmensa mayoría desconoce sus derechos y obligaciones en esta materia”.
Todo ello, según UTAC, a pesar de que 8.773 autónomos cántabros cotizan, de forma voluntaria, por las coberturas de accidente de trabajo y enfermedad profesional. Representan el 21’29% del total de autónomos datos de alta en Cantabria.
Como consecuencia de la crisis económica, las inversiones en prevención han dejado de ser consideradas prioritarias, reduciéndose los recursos dedicados a la prevención de los riesgos laborales y ocasionando un deterioro de las condiciones de trabajo entre los trabajadores autónomos. Con ello se han aumentado los accidentes de trabajo declarados sin baja y las enfermedades profesionales igualmente calificadas sin baja.
Por ello, la aprobación del Anteproyecto de Ley por el que se modifica el régimen jurídico de las Mutuas de accidentes de trabajo y enfermedades profesionales de la Seguridad Social tiene para los trabajadores autónomos un doble interés. Ya que se recogen las formas de participación de los autónomos en la Mutuas y se aprovecha la tramitación del proyecto para modificar las condiciones de acceso a la prestación por cese de actividad.
UTAC UPTA seguirá trabajando en la mejora continua de la salud y seguridad de los trabajadores autónomos. Esta Organización va a pedir que se elabore una nueva Estrategia Española de Seguridad y Salud en el Trabajo orientada a conseguir reducir de manera constante y significativa la siniestralidad laboral y mejorar de forma continua y progresiva los niveles de seguridad y salud en el trabajo autónomo.
UTAC también exigirá que se mejore la calidad del trabajo autónomo a través de una adecuada planificación preventiva. Y que se defiendan los aspectos de género en la seguridad y salud de los trabajadores autónomos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada